REFLEXIONANDO

Uno y muchos

UNIDAD Y MULTIPLICIDAD

                De los estudios e investigación provenientes de la antigua filosofía de síntesis, llamada Yoga Brahma Vidya (Ciencia Sintética de lo Absoluto) y expresada en el Srimad Bhagavad Gita (SDM), se deduce que el origen de la vida en sus aspectos material, espiritual y ambos a la vez; las formas y medios para su realización y el logro de la finalidad última, se encuentran arraigados y conceptuados en la ideación de que, “La Existencia es un Todo Indivisible y Unido” (Yoga), que a su vez  constituye la esencia raíz, desde donde emerge y se proyecta toda manifestación múltiple, en sus fases objetiva y subjetiva, y  sus componentes energéticos primordiales de:  Conocimiento, Deseo-Voluntad y Acción. El estado Uno, (La Causa) y la Multiplicidad, (El Efecto) son expresiones por lo tanto de la Ideación del Poder Divino o Brahm: “Soy Uno”, “Que Me convierta en muchos”

Sin embargo, en ausencia de tal conocimiento, el individuo (ego) olvida que pertenece a un estado intrínseco de unidad, viendo y percibiendo la vida, como una infinita multiplicidad de formas variadas y concretas, fenómenos diferentes, conocimientos diversificados y parcializados, emociones y sensaciones múltiples etc., los que se convierten a su vez, en las causas que originan la infinidad de situaciones conflictivas, separatistas y antagónicas. Naturalmente en este estado de cosas, la mente, que es la facultad primordial que dirige las acciones en conjunto con los sentidos, permanece como el receptáculo de innumerables pensamientos duales, dispares y contrapuestos, considerados estos,  la fuente principale de la inquietud mental y sus efectos, que indudablemente afectan al accionar de la vida tanto en lo objetivo como en lo subjetivo. En la subjetivación o interiorización que es la que constituye el medio esencial para incursionar en las profundidades del Ser, se utiliza como medio, la reflexión, la introspección y la meditación, prácticas que en último término conducen a la realización espiritual, que culmina en la Visión Atmica, estado que describen los sabios Maestros espirituales, como de Plenitud y Dicha.

Para la adquisición de tan elevados estados de conciencia, los esfuerzos deben orientarse a transformar la aptitud mental frente al accionar de la vida, desarrollando en forma progresiva, el recogimiento y la abstracción en la ejecución de acciones (Vairagya), las cuales en general atan al hombre y lo mantienen en permanente exteriorización. Practicar este proceso, no significa dejar de cumplir los deberes que nos corresponden, sino que solo se refiere al acto de realizar en equilibrio las actividades, y con ello tender a la preparación de los estados meditativos y de integración. Aunque para muchos esto es casi imposible en los estados actuales de la actividad, sin embargo, en el desarrollo de la práctica, se produce en forma natural la apertura hacia la disciplina de unificación de las diversidades mentales, y como consecuencia, la obtención del estado de desapego (Samya-Yoga), además del reconocimiento del origen de las multiplicidades: – “La Unidad en la Multiplicidad” – y la “Multiplicidad emergiendo de la Unidad”.

Los senderos por los cuales transita actualmente la humanidad para su desarrollo, según las enseñanzas Suddhas, son dos: El primero llamado de Exteriorización (Pravritti), cuya característica principal es la búsqueda de objetivos materialistas, y por lo tanto, se realizan acciones afines para su consecusión, siendo otorgadoras de placeres sensoriales, y su consecuencia natural es el apego, y disfrute del Ego. Esta forma de ejecutar las acciones con apego, distraen y alejan de la búsqueda del Ser, sin embargo, es fuente de conocimiento de la materialidad.

En el segundo de los Senderos, que es de Interiorización (Nivritti), se revierte progresivamente el proceso mental y se encamina  hacia las actividades con el uso de las facultades internas del Ser tales como, el Intelecto y la Mente Emocional, recurriendo para  ello, a acciones introspectivas y de meditación. Aunque en sus comienzos también en este Sendero se produce el apego que es en este caso al disfrute espiritual, se va logrando sin embargo, poco a poco, la entrega incondicional al Principio Divino (Atman), en el éter del corazón. Solamente es en el estado de total desapego a lo material (Gunas), y la consecuente entrega, es que se obtiene la finalidad última.

Para tal ejercicio de abstracción y desestimiento de la multiplicidad de pensamientos, y situaciones externas, el Srimad Bhagavad Gita (SDM) insta a ejecutar la práctica de la convergencia llamada “Abhyasa-Yoga”, la cual en síntesis conduce a controlar y dirigir la mente exteriorizada e inquieta (Multiplicidad), hacia el estado de equilibrio y tranquilidad interna (Yoga); Cap.14, B. Gita SDM.

Ninguno de los senderos (interiorización y exteriorización) son determinantes, sólo con el control de sus procesos, se logra la ecuanimidad (Samatwa); en este estado se obtiene el estado de Yoga y se realiza El Ser.

El Avatara (descenso) Sri Krishna, a través de los 26 capítulos del Srimad Bhagavad Gita (SDM), da a conocer la sabiduría acerca de la Multiplicidad o Sankhya (18 capítulos) y de la Unidad o Yoga (6 capítulos), sintetizando en el capítulo 1, la Diversidad y en el 26, la Trascendencia del proceso. Se puede apreciar en ellos el funcionamiento de los dos mencionados senderos por los cuales transita el ser humano: el de exteriorización e interiorización, como también el proceso de sintetización de ambos. Dicha Unidad además, incluye el aspecto Trascendente (Suddha) de la Divinidad, llamado Parabrahman, Origen de lo Inmanifestado y Manifestado.

Dice Sri Krishna en el Gita, cap. IV, sloka 19:

“El aspirante que percibe la síntesis en el Sámsara (proceso de vida) con sus triples componentes, y conoce la triple constitución de la multiplicidad, verdaderamente es, entre los hombres, de comprensivo discernimiento, diestro en el Yoga y realizador de perfectas acciones”. OM NAMO NARAYANAYA

(Cualquier pregunta acerca de este tema, pueden ser dirigidas a través de botón de Contacto o al mail: badrasena@gmail.com)

Los Editores

image_pdfimage_print